Tarta de mango y semillas de chía, en solo dos pasos: la receta con la que triunfarás este verano