¡Se queda! En Sevilla lo dan por hecho: Rubén Castro cumple el sueño de María Hernández