Dos hermanos se operan para parecerse a Brad Pitt y terminan siendo clavaditos… ¡a Sergio Ramos!