Belén Esteban no puede contener la emoción con su equipo antes de la cita más importante del año