La 'Game Boy' regresa con la pregunta más importante: ¿se pueden usar los viejos cartuchos de videojuegos?