No sólo afecta a los pulmones: "El tabaco mata a siete millones de personas al año"